Love at first sight II


Continúo con la historia de G, aquella que empecé allá lejos y hace tiempo acá.

La noche que lo conocí la tengo grabada a fuego en mi mente (salvo algunas lagunitas propias del estado de embriaguez que tenía,ja!). Llegamos a su departamento y eran todos hombres. G y sus amigos, esos que yo heredaría y llegaría a tomar como propios; a adorarlos.
La cosa es que pegamos onda de entrada. Estuvimos bebiendo brebajes macabros (como le decían mis amigas), escuchando música, contando anécdotas graciosas, etc.  hasta que promediando la noche todo se fué al pasto.G y sus amigos empezaron a tirar botellas de plástico desde el balcón y yo, en un rapto de lucidez, fui a hacerlos entrar para que no nos reten. Cuestión que a G lo tuve que agarrar del brazo y entrarlo a los empujones, como si tuviera autoridad!
Luego de ese episodio nos fuimos al boliche, bailamos, nos reímos, presenciamos una pelea (en la cual yo quede en el medio y él se puso como escudo, cosa que me enterneció demasiado) y nos besamos. Como si nos conociéramos de toda la vida, como si no hubiese nadie alrededor. Esa madrugada jugaba Argentina al Basket en el mundial, asique decidimos irnos a ver el partido. Él vino conmigo a mi casa (4 pisos más abajo que la de él). A mi no me gusta ese deporte ni lo entiendo pero ya que estaba en el baile, tenía que bailar.  Cuando llegamos nos tiramos en el sillón a ver el partido y, obviamente, yo me quedé dormida de manera casi instantánea, envuelta en sus brazos. No pasó nada más que eso y fué hermoso.
Ahora lo pienso y digo ¡Qué inconsciente!. Prácticamente no lo conocía y podría haber sido un asesino serial, pero bueno...
Ese día empezó una relación de idas y vueltas, de amor mutuo, de locuras, de charlas, series, música, libros, risas, delirios, noches de estudio y chocolates compartidos. Y no sólo eso, él me enseño tantísimas cosas y me mostró otras cuantas. Eramos de hablar muchísimo y de todo. Jamás sentí vergüenza ni incomodidad, fuera cual fuese el tema del que habláramos. Siempre nos entendimos muy bien. Y lo amaba por eso. Porque me escuchaba, me entendía (o al menos lo intentaba), porque a pesar de sus traumas y de su incapacidad para decir lo que sentía o su manera infantil de manifestarlo, yo sabía que me quería de verdad, lo intuía. Siempre supe que para él era especial. Y claro, él lo era para mi. Lo amé de una manera casi visceral. Y también sufrí de esa forma cuando "nos separamos".
Me acuerdo que una mañana, unos días antes de que cada uno fuese para su casa a pasar el verano, me preguntó: ¿Qué vamos a hacer? Y no supe que decirle. Porque era todo muy pronto, muy nuevo. Porque tenía miedo, no quería sufrir.
Y así nos fuimos con la promesa de volvernos a ver al año siguiente. Durante ese verano hablamos un par de veces por teléfono y nada más. Tiempo después me dijo que no hubo un día en el que no pensara en mi, en el que no hablara con su mamá de mi. Y me morí de amor, claro.
Ahora a la distancia, puedo decir que él era mi debilidad. Daba lo que no tenía por él. Y cuando nos peleamos sufrí HORRORES. Lloré un año entero. Cada vez que me lo cruzaba en el ascensor se me estrujaba el corazón, cada vez que hablábamos sentía que no podía respirar. Nunca jamás me había pasado algo así. Ni me volvió  a pasar.

El día que dejamos de ser pseudo novios, tampoco me lo olvido más. Yo me había juntado con mis amigas del edificio (de dos pisos más abajo que la mía) y tuve que subir a la casa de él a buscar el sacacorchos. Y claro, lo invité a bajar. Estuvimos ahí hasta tarde y luego nos fuimos a casa.  Hablamos un montón y ahí fue cuando me dijo: "Co, vos sos todo para mí. Te adoro y te quiero un montón y por eso me parece mejor que seamos amigos. Yo no soy un buen tipo, soy mentiroso e infiel. No te quiero lastimar porque te quiero demasiado. Etc, etc etc." Cuando se estaba yendo, me dió un beso en el cachete y al oído me preguntó: "¿Me puedo quedar a dormir con vos por última vez?. No tiene que pasar nada. Sólo quiero dormir abrazado a vos". Y me morí. Y lo dejé, por supuesto.

Y desde entonces, fuimos amigos. Pasamos por una etapa de declaraciones de amor de su parte que me hicieron llorar a mares. Por lo inoportunas, lo tardías. Yo estaba de novia y muy bien con F y no tenía intenciones de volver a esa locura, a pesar de que todavía él era mi debilidad.

Nunca más paso nada desde esa noche de abril. Pero siempre digo que alguna vez en la vida nos vamos a encontrar de nuevo. No se porqué, pero lo siento así. G es una cuenta pendiente para mi y estoy segura que alguna vez va a ser saldada.

  1. uy, flaca! esta historia me sigue trayendo tantos recuerdos pese a ser tan ajena!

    si habré puesto el hombro para que mis amigan lloren esos mares por sus 'debilidades'...
    si habré tenido ganas de pasarles por arriba con el auto cuando aparecían tan tarde, tan a destiempo, a declararles amor eterno y ellas quedaban todas tristes...

    ¡uf, me sentí adolescente otra vez!

  1. Qué cosa che! como que se me estrujó algo adentro leyendo...
    me llegó de una manera muy particular, como una película de esas con las que lloras a mares... y como en las películas, supongo que tendrá que haber saldo de esa cuenta... algún día de esta vida...
    Beso

  1. Que lindo sentirse adolescente aunque sea por un rato y por algo tan ajeno pero tan cercano a la vez. A pesar de que en algun punto fue doloroso, hoy lo recuerdo con una sonrisa. Y me leo y sonrio pq a pesar de lo trunco y del llanto y el sufrimiento valio la pena!

  1. Hay amores que no empiezan, por un motivo. Y duele como la muela de juicio (jeje), pero al menos él fue claro con vos. Yo le doy un punto por eso!

  1. Ana! Ojalá pueda ser saldada la cuenta aunque también me da un poco de miedo, porque si no es lo que uno "espera" se rompe la magia para siempre. Por ahí prefiero quedarme con las ganas y suponiendo que teniendo la certeza de que no va. Ja!
    Me alegro que se haya entendido lo que siento y que se haya transmitido de ese modo!

    Y si Crai,yo también le doy crédito por la claridad! Súper valoro que el haya elegido ser sincero y en algún punto protegerme, pero duele igual!

    Besos!

  1. Este flaco me cae bien más allá de que te haya roto el corazón. Coincido con CRai,sincero!

    Y hoy x hoy eso vale...

    La vida da muchas vueltas...atesoralo!

    Besos

  1. Jajaja! Mariett! A mi también me cae bien a pesar de que me rompió el corazón, eh!Creo que con el tiempo nos atesoramos mutuamente y eso hace que todo por lo que pasé haya valido la pena.

  1. qué linda es la historia con G, ojalá se de ese encuentro!!!!!!!!!!!!!!!
    un beso gradote coquilin, siempre esta bueno pasar por acá :)

  1. Esas cuentas pendientes... Es bonito pensar que deban ser saldadas, es agradable sentir la dulce melancolía de lo nunca sucedido y fantasear con lo que pudo ser, con lo que tal vez un día será, pero mira, yo creo que algunas cuentas es mejor que queden pendientes, que ciertas cajas, cuando se cierran, mejor no volver a abrirlas...

  1. si! opino lo mismo que todas!
    un tipo sincero aunque se terminen las cosas se sigue valorando para siempre y hasta se lo puede querer mas que antes aunque te este rompiendo el corazon en pedazos.
    Me paso años atras y todavia lo sigo recordando y lamentando lo que no pudo ser pero dentro mio se que nunca hubiese funcionado algo mas asi que atesoro lo que fue y aprendi de eso.

  1. Maqui! No se si es linda, ni de película. Pero es, al menos, especial! ;)

    Jan! Tenés razón! Y lo mismo pienso a veces. Como le dije a Ana a veces me da miedo que la magia se rompa.

    Tom! Lenteja porqué?

    Jose! La sinceridad da cuenta de que nos quisieron bien, no? A mi me pasa algo parecido que a vos. En el fondo creo que si no sucedió más y las cosas se dieron así es porque quizás de otro modo no hubiese funcionado!

    Beso a todos!

  1. Co, tengo la leve sensación que quizas G sea el amor de tu vida... =)

  1. Celes! Será? Yo siempre me lo pregunto, pero vaya a saber! =)

  1. Que lindo leer una historia asi, tan linda, tan real, tan bien redactada.. haces q las chicas nos podamos poner en tus zapatos tan facilmente! Yo que te sigo desde hace tiempo coincido en que SI, siempre te quedo como esa deuda pendiente con G... ahora mi pregunta es: fue mas sincera la relacion q tuviste con el que con F? ahora q lo podes ver a la distancia, a quien quisiste mas?

  1. Sole! QUé pregunta la tuya, eh! Muchas veces lo pienso y aunque las comparaciones me parezcan odiosas, inevitablemente uno las hace. Fueron dos relaciones completamente diferentes. Como he dicho acá alguna vez, si pudiera unificarlos a los dos en uno serían el hombre perfecto. Con G tuve esa cosa más pasional - irracional y me moría de amor por él. Con F me llevó un tiempo estar en ese estado de enamoramiento, pero con el tuve una relación larga, de confianza mutua, de seguridad, más adulta. Cosa que jamás logré con G. Sería injusta si dijera que quise más a uno que a otro, porque con ambos crecí y gracias a ellos conocí dos lados diferentes del amor. Con los dos fui feliz.

  1. linda respuesta!!!!! pasa mucho eso, el tipico dilema de relaciones fugaces y pasionales vs serias y verdaderas. Coincido en q si pudieras mezclarlos a los dos seria lo mas de lo mas!! jajaj

Publicar un comentario

¿Cuál es tu veredicto?